triturador de basura

Chopper: aparato pequeño pero potente

El procesador de alimentos es un electrodoméstico que le permite cortar alimentos rápida y fácilmente, como frutas, verduras y carne. Una característica importante del procesador de alimentos es la facilidad de uso: simplemente inserte la comida en el recipiente apropiado, presione el botón y listo. Antes de comprar un procesador de alimentos, es aconsejable evaluar los distintos modelos disponibles y elegir el que mejor se adapte a sus necesidades. Por ejemplo, puede elegir entre modelos más desarrollados en altura y no en ancho, debe tener en cuenta la potencia, el tipo de cuchillas utilizadas y, por supuesto, el precio. En general, si el procesador de alimentos se va a utilizar para desmenuzar galletas o café, es aconsejable comprar un modelo no muy grande con al menos 300 vatios de potencia. Si el helicóptero, por otro lado, debe usarse para cortar, por ejemplo, ajo y cebollas, es preferible comprar un chopper de capacidad media y también esto con una potencia mínima de 300 vatios. En la imagen: helicóptero Kenwood

Chopper u homogenizador

Todos los padres quieren lo mejor para sus hijos, por esta razón cuando comienza el destete y usted tiene que hacer las primeras comidas, cada madre plantea el problema si es mejor usar el helicóptero o un homogeneizador. En realidad, no hay mucha diferencia entre usar uno u otro para hacer comida para bebés o comidas para niños o cualquiera que los necesite. Simplemente viendo la apariencia estética de un procesador de alimentos u homogeneizador, es posible notar que son dos productos muy similares. Si el procesador de alimentos tiene dimensiones adecuadas, de hecho, es posible obtener el mismo resultado si se utiliza un homogeneizador. Por lo tanto, es evidente que no existe una diferencia sustancial entre los dos productos y que la distinción es, sobre todo, una técnica comercial para promover las ventas mediante el aprovechamiento del amor maternal. En la imagen: homogeneizador Chicco

Mincer o licuadora

A diferencia del homogeneizador, el procesador de alimentos y la licuadora son dos productos con diferentes características y funciones, incluso si son muy similares en apariencia. La licuadora, de hecho, se utiliza principalmente para picar alimentos, mezclar varios tipos de ingredientes, preparar salsas o cremas e incluso es capaz de picar el hielo. El helicóptero, por otro lado, se usa principalmente para moler café, cortar los diversos tipos de especias, preparar alimentos para bebés y es especialmente adecuado para frutas secas. El helicóptero y la licuadora por lo tanto, son dos productos diferentes. Por ejemplo, si desea cortar el queso o la fruta seca, no hay mejor alternativa que el procesador de alimentos. Sin lugar a dudas, la licuadora es más espaciosa que un procesador de alimentos, pero cuando quiere decidir qué producto comprar necesita comprender su funcionalidad y comprar según las diferentes necesidades. En la imagen: licuadora Kenwood

Helicóptero manual o eléctrico

El chopper manual es fácil de usar: solo gire la manivela. Las principales ventajas de utilizar el chopper manual son el ahorro de energía y ocupar poco espacio. Obviamente, si la cantidad de comida que se va a triturar es tan grande, es preferible usar un helicóptero eléctrico. En el mercado hay diferentes tipos de helicópteros que se distinguen por colores, precios, modelos y potencia. Los precios de un procesador de alimentos generalmente oscilan entre 15 y 70 euros y para elegir el que mejor se adapte a sus necesidades, debe considerar el posible uso. Si desea comprar el chopper solo para usarlo de vez en cuando, es mejor comprar uno más económico; si, en cambio, desea utilizar este producto como un aliado real, es preferible comprar un modelo con más accesorios y, sobre todo, de calidad superior. En la imagen: chopper manual DC Casa