Regalos de Navidad DIY, máxima originalidad

Regalos de bricolaje para Navidad

Hay muchas ideas para regalos de Navidad DIY, baratas y fáciles de hacer. Desde prendas de ganchillo hasta decoupage, desde dulces hasta accesorios para el hogar, todo puede permitirse hacer regalos únicos. Los regalos DIY de Navidad también nos permiten ahorrar un poco de dinero, que en tiempos de crisis no es un detalle secundario, por lo que también nos permiten hacer un regalo realmente lleno de creatividad. Objetos simples, de bajo costo y ecológicos, tal vez hechos con las técnicas de reciclaje creativo. Además de ganchillo o agujas, preciosas porque saben cómo hacerlo en pocos, otra idea económica para un regalo de Navidad DIY, es la creación de bolsas con popurrí para colocar en nuestros armarios o en pequeños ambientes . La elección de la tela es esencial para el éxito de estas bolsas perfumadas, ya que la tela debe respirar el aire pero ser lo suficientemente gruesa como para no dejar escapar las hierbas que contienen. Recomendamos seda ligera o incluso algodón impreso de buena calidad. Finalmente lo embelleceremos con decoraciones o encajes, todo cerrado con cintas de colores. Otra solución barata y original para un regalo de Navidad es la joyería DIY: solo se necesita un poco de práctica, paciencia e imaginación para adquirir la destreza. Puedes crear bijoux o pulseras de ganchillo con los botones antiguos que se encuentran en las cajas de costura de la abuela y volver a la luz gracias a las tareas de bricolaje.

Regalos de Navidad DIY, máxima originalidad: regalos de Navidad DIY

Para regalos de Navidad DIY, no olvidemos la técnica de decoupage para embellecer y personalizar objetos simples de uso común: puede ser cuencos de cristal o platos de terracota, un marco o sujetos de madera. Puedes decorarlos con motivos orientales, que hacen que cualquier contexto sea más cálido, haciéndolos mucho más refinados. Pero incluso los motivos florales son siempre muy apreciados, especialmente en casas de estilo rural o en mal estado. Aquí podrás decorar un viejo reloj que ya no funciona, añadiendo flores y capullos que lo convertirán en un regalo inolvidable. Podría convertirse en un obsequio económico a medida que le pongan la mano de obra: solo sepa cómo hacer malabarismos con los colores y los pinceles y tenga excelentes habilidades manuales. Siempre hablando de relojes, ¿por qué no usar un viejo disco de vinilo y adaptarlo al reloj? El trabajo no es desafiante, especialmente gracias al orificio central que te permite colocar los mecanismos de un reloj en la parte posterior y las manos en la parte delantera. En la imagen se ve un maravilloso azul de 33 rpm, pero también los negros transmiten un excelente efecto.